Analytics

Temas y Tips

7 abr. 2017

Después de realizar estos 6 EJERCICIOS, el dolor de mi espalda desapareció como por arte de magia!!!



Casi todos conocemos de primera mano lo que es una crisis de dolores de espalda, especialmente quienes trabajan todo el día frente a una computadora, o los que viven encorvados sobre su teléfono inteligente o tableta. Y es que esta es una compañera inseparable del estilo de vida sedentario.
El agitado ritmo de la vida moderna no nos deja mucho tiempo para dedicarlo a nuestra salud. Por lo general, intentamos ignorar las primeras señales de cualquier problema. Sin embargo, esto solo hará que el dolor se vuelva más severo, e incluso, más difícil de tratar. Siempre es mejor prevenir que curar!


Rutina de ejercicios para la columna vertebral

En el post de hoy hemos preparado para ti 6 simples ejercicios para la columna vertebral y músculos de la espalda, que apenas requieren algo de tiempo y voluntad, pero dan muy buenos resultados.
Estrella de mar
Para ello, sólo tienes que tumbarte en el suelo, con los brazos y las piernas estirados, en direcciones opuestas, posición que deberás mantener por un ratito.
Es muy agradable realizar esta torsión: los brazos y hombros giran en una dirección, las caderas en otra. Entonces, vuelve a la posición inicial, y haz lo mismo hacia el otro lado. ¡Todo, de una forma muy lenta y relajada!
Piedra rodante
¡Otro ejercicio para los perezosos! Solo que esta vez necesitarás una silla.
Túmbate en el suelo, preferiblemente sobre una manta caliente, y coloca tus pies sobre una silla. Este ejercicio ayuda a restaurar el flujo sanguíneo de todo el cuerpo, así como a deshacerse de las tensiones del día.
Serpiente flexible
En la antigüedad, los sabios observaban la naturaleza, e inspirándose en algunos animales, adoptaban determinada posición. En este caso, te presentamos un ejercicio llamado «serpiente flexible», una rutina del yoga bastante sencilla y accesible a todos. Este ejercicio está inspirado en el comportamiento de la serpiente, un animal sumamente flexible.
Túmbate sobre tu estómago, descansa tus pies en el suelo, y eleva tu cuerpo y tus manos lo más alto que puedas. Lo más importante es sentir la tensión de los músculos, aunque sin excederte.
Posición fetal



¡Siente, de nuevo, lo que es estar dentro del vientre de mamá: Adopta la posición fetal! Para ello, acuéstate boca arriba, dobla las piernas y tira de ellas hacia tu estómago, juntando tus manos.
Mantén esta posición por un período de 30 segundos a un minuto. ¡Esta es, sin duda, mi postura favorita de la rutina!
Frente a la esquina
El propósito principal de este ejercicio es relajar todos los músculos. La idea es hacer una «colina» con tu cuerpo. Para ello, puedes utilizar una fitball, o si no dispones de una, simplemente auxíliate del espaldar de un sofá o una silla.
Piernas trenzadas
Este ejercicio es un poco más complicado que los anteriores, pero aun así, accesible a todo el mundo.
Acuéstate sobre tu espalda, dobla una pierna y ponla por debajo de la rodilla, durante un segundo. Agarra la parte inferior, y lentamente levántala, y ponla por encima. Mantén esta posición, durante un minuto. Realiza 8 repeticiones con cada pierna.
S te animas a realizar esta rutina de 6 ejercicios, tus problemas de la columna vertebral y la espalda, serán apenas un mal recuerdo.
Fuente e imágenes: quepasada

Remedios Caseros